22 enero 2009

LOUVRE Y BD.

El cómic y los grandes museos no hacían muy buenas migas hasta hoy, a la luz de la exposición abierta en París. El tabú podría estar cambiando a pasos acelerados. La gran institución cultural francesa, el Museo del Louvre, ha dedicado su Sala de Maquetas, a una exposición dedicada a cinco grandes del cómic de hoy.

Bernar Yslaire, Nicolas de Crécy, Marc-Antoine Mathieu, Eric Liberge como representantes del cómic franco-belga y, por parte del manga, Hirohiko Araki. Es una muestra pequeña y discreta, con una sala casi totalmente sumergida en la oscuridad. Puro efectismo, porque de entre las tinieblas, surgen islotes de luz. Y en esos islotes, las bulles o "bocadillos", en francés. Hay planchas originales, dibujos originales, e incluso pantallas de ordenador que contienen los pixels originales de álbumes hoy ya célebres.
Más en Público.