02 octubre 2008

IAN (INTEGRAL).

IAN (INTEGRAL)
Fabien Vehlmann
Ralph Meyer
Rústica con solapas. 200 pág. B/N. 18 €
Número único
Dibbuks

Como hemos comentado en la reseña de Biotopo, Dibbuks sigue apostando por la publicación de tebeos de género dentro de su línea editorial, y hoy de nuevo nos toca reseñar otro tebeo de ciencia ficción de procedencia francesa, IAN obra de Fabien Vehlmann y Ralph Meyer.
Vehlmann es uno de los guionistas más prolíficos dentro de la actual industria comiquera del país vecino, y aún siendo de sobras conocido para el aficionado español gracias a trabajos como el excelente El Marqués de Anaon (Norma), Los Cinco Narradores de Bagdad (La Faktoría K de Libros), o su más reciente Siete Psicópatas, junto al dibujante británico Sean Phillips, publicado recientemente por Planeta DeAgostini, el aficionado a la BD espera con impaciencia la publicación en castellano de Green Manor, uno de sus trabajos más conocidos en Francia.
En esta ocasión Dibbuks publica uno de los primeros trabajos del guionista para la editorial francesa Dargaud, una miniserie de cuatro números, originalmente publicada a color, y posteriormente recopilada en un integral en blanco y negro, del que parte la editorial madrileña para su edición en castellano.
En IAN, siglas de Inteligencia Artificial Neuromecánica, Vehlmann y Meyer, nos presentan una sociedad del futuro en la que la ciencia ha conseguido fabricar robots perfectos con apariencia humana e incluso, como en el caso de IAN, nombre que recibe el androide protagonista, con sentimientos y capaz de sufrir y sentir dolor.
En el primero de los álbumes, lo que ambos autores nos presentan como una serie de acción más, con sus correspondientes historias autoconclusivas, acaba convirtiéndose en sucesivas entregas en una interesante historia de caza al hombre, en este caso al robot, dirigida por un gobierno que intentará atrapar al robot renegado y acabará desembocando en un sorprendente e inesperado final atípico en esta clase de historietas.
En cuanto al apartado gráfico salta a la vista al pasar las páginas del tebeo la gran influencia que Moebius ha tenido en la obra del dibujante Ralph Meyer, y es que al leer IAN uno tiene la impresión de estar leyendo una historieta del creador gráfico de Blueberry. Meyer, al que los aficionados más acérrimos de la BD sin duda recordarán por Balada Asesina, su anterior trabajo publicado en España hace años por Devir, realiza un magnífico trabajo en los cuatro tomos que componen la obra, notándose una excelente evolución gráfica a través de las casi doscientas páginas del tebeo, siendo especialmente evidente la mejoría que se produce desde el primer álbum al segundo en el que Meyer cambia completamente de registro gráfico simplificando su estilo y sintetizando su entintado, haciéndolo en mi opinión mucho más atractivo para el lector.
Como en toda buena historia de ciencia ficción, IAN tiene todos los elementos para gustar al aficionado de este tipo de género, en una edición con una estupenda relación calidad / precio, con cuatro álbumes por solo 18 euros y a un precio realmente atractivo al ser en blanco y negro y en este formato integral, lo que nos lleva a la única pega es que en esta versión en blanco y negro no hayamos podido apreciar en todo su esplendor un dibujo que en su concepción original había sido pensado para ser reproducido a color y que nos ha privado de ver el estupendo trabajo de coloreado realizado por sus autores, no obstante pese a la ausencia de color el tebeo entretiene y sigue siendo disfrutable de igual manera.

4 comentarios:

caracrater dijo...

la verdad que la historia tiene muy buenos ingredientes de ciencia ficción que a los amantes de este género nos gustara.
Pero para mi gusto el blanco y negro lastra el comic entero y tambien lo confuso que se vuelve algunas veces.

sebelo2 dijo...

Yo lo tengo ahí aparcado desde que salió. A ver si en cuanto acabe con las novedades de este mes le meto mano, que ya hay ganas.
Estupenda reseña, por cierto.
Saludetes
Sergio
Visita
http://lecturasrecomicdadas.blogspot.com
El blog dedicado a crítica de cómics

Xelo dijo...

Pues la publicación de IAN en B/N me decidió a no comprarlo. No soy de los puristas que insisten en publicaciones indénticas a las originales (por ejemplo, el tebeo clásico norteamericano lo prefiero, generalmente, en blanco y negro) pero creo que en este caso la falta de color le quita puntos al trabajo. Una pena.
Y sí, otra buena reseña.

Bbarron dijo...

Estupenda reseña. Me gustó mucho el dibujo de este tebeo.